La Piel, Curzio Malaparte

La poesía y la narración
Avatar de Usuario
Leonardo Sáenz
Administrador del Sitio
Mensajes: 2850
Registrado: Mié Jul 02, 2008 11:58 am
Verificación antispam: 4
Contactar:

La Piel, Curzio Malaparte

Mensaje por Leonardo Sáenz » Mar Jul 25, 2017 10:32 am

ImagenImagen
Con esta obra, Curzio Malaparte se da a sí mismo la réplica que un inmenso público aguardaba desde la publicación de `Kaputt`. La Piel, es, en síntesis, el drama moral de un continente al que la libertad no redime de las abyecciones y degradaciones vergonzantes que la guerra trae siempre consigo. La Piel es un retablo de miserias infinitas, de humillaciones inconcebibles, de horrores dantescos, suavizado por el soplo lírico de una compasión que no conoce limites y que nace precisamente de un sentido de solidaridad, casi de complicidad, con los que sufren y se humillan. La Piel es una epopeya de la que está ausente la retórica del heroísmo, de la libertad y de la justicia, y pone al descubierto la podredumbre que suele ocultar aquella retórica. La Piel es, finalmente, la venganza de un hombre civilizado contra el inmenso crimen de la guerra.
«Two dollars the boys, three dollars the girls!» es el espeluznante grito de las madres que venden a sus propios hijos en las calles a los soldados. Nápoles, al final de la segunda guerra mundial, tras el desembarco de las tropas norteamericanas, es el escenario de la más célebre novela de Curzio Malaparte. Un Malaparte visionario que, en las páginas de La piel describe lo que ve, pero a la vez la realidad que se oculta bajo las apariencias, una realidad compleja, histórica, que aflora y se desborda en escenas dignas de Brueghel. Una cena servida por un general americano, en la que se degusta un guiso de sirena, pescado y carne de mujer, pelucas vaginales rubias fabricadas por las napolitanas para complacer a los soldados negros a los que no les gustan las putas morenas... Y al fondo, el Vesubio, la bahía de Nápoles, la Historia y la guerra. Y unos americanos amables y generosos a los que los italianos les parecen repugnantes, cobardes por haber apoyado a Mussolini. Y tras los pasos de esas tropas de liberación en una Italia hambrienta, La piel conduce al lector de Nápoles a Roma y Florencia en un alucinante decorado de Apocalipsis. Piedad, grandeza, vergüenza, abyección, ternura, orgullo o menosprecio afloran en las páginas de un libro magistral que presentamos, como en su momento Kaputt, en una nueva traducción a partir de la versión definitiva del autor.
Adjuntos
250925028-La-piel-Curzio-Malaparte-pdf.pdf
(1.64 MiB) Descargado 519 veces
Curzio Malaparte-La piel.epub
(468.27 KiB) Descargado 310 veces

Responder